Monumento a la Independencia

Monumento a la Independencia (también conocido como «Ángel de la Independencia») tomada el día 23 de Octubre del 2013.

La verdad es que no hay mucho que decir al respecto. Les comparto esta fotografía de hace ya algunos años atrás como parte del «orgullo mexicano», pero siendo realistas, quizás no debería decir nada pues todavía estamos lejos del verdadero potencial que tenemos como nación.

Ángel de la Independencia
Ángel de la Independencia

Un poco de historia (un monumento que se resistía a su construcción)

Lo que actualmente conocemos no fue lo que en un principio se pensó que sería, incluyendo su ubicación. Nos encontramos con una obra que tuvo 3 inicios y no menos problemas para ser desarrollado.

Prácticamente desde que se consumó la guerra de independencia se había pensado en realizar un monumento para conmemorar esta lucha y, sobre todo, el significado de lo que implicaba ser ya una nación independiente, pero por diversos motivos, este proyecto había sido pospuesto.

Durante el gobierno del General Antonio López de Santa Anna, en el año 1843, se realizó un concurso para elaborar una columna que tuviera en su cúspide una estatua de la «Victoria», sin embargo, esto no se concretó por falta de presupuesto.

Como curiosidad, la ubicación planeada para este proyecto era el centro de lo que hoy se conoce como «La Plaza de la Constitución», coloquialmente conocida simplemente como «El Zócalo».

La falta de presupuesto generó que el proyecto no se realizara, por lo que este proyecto tuvo que esperar hasta la llegada del Segundo Imperio Mexicano con Maximiliano de Habsburgo.

Lamentablemente, y aunque ya se había puesto la primera piedra del proyecto por parte de la emperatriz María Carlota Amalia, no prosperó tampoco por causa del abrupto final de este periodo.

La tercera ocasión en la que se intentó realizar este monumento fue con el gobierno del general Porfirio Díaz.

Aprovechando el desarrollo de la avenida actualmente conocida como Paseo de la Reforma, se buscó generar un nuevo proyecto que vio su luz por fin el día 2 de enero de 1902.

Lamentablemente este proyecto tampoco estuvo libre de problemas, pues a pesar de llevar ya 25 metros de altura en su construcción, la columna comenzó a hundirse de uno de sus lados, por lo que tuvo que derribarse y volverse a construir.

Por fin, el 16 de septiembre de 1910, después de haber tenido un costo de 2 millones 150 mil pesos de la época, el «Monumento de la Independencia» se inauguró por parte del Presidente Porfirio Díaz.

Descripción del monumento

Aunque en un principio, la columna se buscaba que fuera una columna honoraria de estilo del orden corintio, se trata más bien de una de orden compuesto de estilo neoclásico, divida en distintas estructuras.

La base está formada por la glorieta de poco más de 70 metros en su diámetro mayor, la columna en total, incluyendo la estatua de su cúspide en total mide 52 metros.

En el pedestal se encuentran diferentes esculturas realizadas en mármol blanco, donde se pueden observar a los héroes del movimiento de independencia, empezando por Miguel Hidalgo y en las otras caras, José María Morelos y Pavón, Francisco Xavier Mina, Nicolás Bravo y, por último, Vicente Guerrero.

Sobre la escultura que se encuentra en la parte superior, mal conocida como «El Ángel de la Independencia», se trata de una escultura de la diosa griega Nike, la cual toma la forma de una mujer con alas, también conocida como «La Victoria Alada».

Monumento a la Independencia
Monumento a la Independencia

Su ubicación

Como ya se ha mencionado, la ubicación de este monumento no se había pensado en donde actualmente se encuentra, pero finalmente, y gracias a la construcción de esta avenida, se encuentra sobre del Paseo de la Reforma, colindante con las avenidas Florencia y Río Tiber.

Si desean conocer más, pueden ver algo de la información de este ícono nacional en la página de la Alcaldía Cuauhtémoc.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.